Elogio de la lectura

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (887 palabras )
  • Descarga(s) : 10
  • Publicado : 3 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Félix de Azúa, escritor español, exageró por ahí al promulgar que “hacerse una idea del mundo, o hacerse simplemente una idea, depende de la lectura”. Y agregó: “quien no sabe leer, no sabe escribiry no sabe hablar, y quien no sabe hablar es un loco que está a merced de los demás”. ¡Violenta desvalorización del analfabeto, ¿no?! Es que al gallego Azúa le gusta provocar: él mete en la misma bolsaal no-lector y al analfabeto. Pero nosotros desde esta frase nos interesa traer agua para nuestro molino, claro… A modo de confesión, digo, aquellos de nosotros que nos consideramos lectorescompulsivos le debemos mucho a la lectura. Más que a lo enseñado por padres, maestras, profesores y amigos. O por lo menos eso queremos creer. Conciente soy de que es una actitud misantrópica: ¡Mirá quéingrato que soy con las personas, y a la vez que indulgente con los libros, como si éstos no fueran simples productos de las personas, como si leer fuera más que dialogar con autores, o sea con personas!Leer es hablar con los muertos, es la idea de Borges tanto como de Quevedo (o sea que ya se volvió lugar común). Pero especialmente en estos tiempos que vivimos, y en esta región de vocación culturaltan pobre –hablo de la Patagonia, claro- es la lectura de autores de todos lados y de todos los tiempos lo que me permitió superar la educación simplista y empobrecedora que padecí acá, viviendo todala vida en este mismo lugar.
Permitanme hacer un resumen de una interesante reseña acerca de los mecanismos de la lectura. Lo encontré en Internet, pertenece a una señora llamada Ana Blasco. Estaseñora explica que un aspecto valioso del placer de la lectura es la posibilidad del lector de identificarse con los personajes y así encontrar en sí mismo un espacio donde jugar y dramatizar sussentimientos y emociones. Está forma de simpatía, de ponerse en el lugar del otro, apunta a la posibilidad de verse a sí mismo en los demás. Es en este punto donde la lectura comienza a “servir” para algo...
tracking img