Italia en la edad media

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 18 (4411 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 11 de marzo de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Introducción
Hablar de la Edad Media significa abarcar cerca de diez siglos, un periodo considerablemente difícil de abarcar en unas cuantas páginas. Si nos trasladamos a Italia, además debemos considerar la íntima relación de su historia con la del resto de Europa, y en el desarrollo del cristianismo, del cual Roma se convierte en capital a partir del año 381.
En el presente ensayo intentarédescribir un panorama general de las transformaciones que experimenta el territorio italiano durante esta época. Para esto, dividiremos el ensayo de acuerdo a dos grandes fases: la Alta Edad Media, que abarca aproximadamente del siglo V al siglo XI, y la Baja Edad Media, del siglo XII al XV. Es obvio que no se pueden hacer delimitaciones precisas entre ambos periodos; así que, como guía heutilizado la llegada de los distintos grupos humanos que han habitado Italia, los grandes sucesos en Europa y los cambios políticos internos.

Alta Edad Media
El reino ostrogodo en Italia.
La caída del Imperio Romano y el reino ostrogodo
La debilidad del imperio hacia los siglos III y IV, facilitó la penetración de tribus germánicas en sus terrenos, que culminaron con el asedio y saqueo de Roma enel año 410 por los visigodos, comandados por Alarico. Para entonces, la capital imperial ya había sido trasladada a Rávena, que era una ciudad fácilmente defendible. El último emperador, Rómulo Augústulo, es depuesto a sus diez años por un jefe hérulo, Odoacro, que, no osando llevar el título imperial, devuelve las insignias a Zenón, emperador romano de Oriente.
Posteriormente, en el año 493,Italia es conquistada por los ostrogodos, un pueblo anteriormente sometido por los hunos. Su líder, Teodorico, se instala en Rávena y se proclama rey. Fallece en 526, dejando a su nieto Atalarico como sucesor. Atalarico es asesinado y el reino queda inmerso en guerras civiles; al año siguiente, el emperador Justiniano sube al poder en Bizancio.
La reunificación bizantina
Justiniano tiene unproyecto: recuperar el esplendor perdido del imperio, unificar el Mediterráneo. Para esto envía a su general Belisario, que invade Sicilia, Cerdeña y Córcega, de donde parte hacia la península. Llega a Roma en 536, donde permanece bloqueado hasta que le envían refuerzos de Rímini. En el año 540 acuerda la paz con los ostrogodos, que retienen únicamente el noroeste de Italia.
Belisario es llamado alOriente amenazado por los persas. En el 541, un nuevo rey godo, Totila, recupera parte de los territorios perdidos, pero muere en el año 552 combatiendo contra el sucesor de Belisario, un eunuco llamado Narsés que concreta la conquista bizantina de la zona ese mismo año. Queda como virrey, y gobierna durante doce años.
Frente a las dificultades de gobernar Italia desde Constantinopla, elemperador Justiniano concede a los obispos italianos una amplia autonomía, la cual aprovecharon para reafirmar su independencia de Bizancio.
Los lombardos
Justiniano dejó a su muerte un imperio agotado y económicamente caótico. Para continuar con la reunificación, era preciso derrotar al reino franco, tarea en la que su heredero Justino II no pensaba al encontrarse amenazado por las hordas de eslavosy ávaros. Empujados por estos últimos, una tribu que probablemente procedía de Suecia avanzó hacia Italia e invadió la Galia Cisalpina, que ahora lleva su nombre. Ellos eran los lombardos.
Los lombardos carecían de organización política; eran pastores nómadas y se agrupaban en tribus o faras al mando de un dux. Sólo hasta Alboino, que fue quien dirigió la irrupción en Italia, comienzan a esbozarun gobierno central.
Italia en tiempos de Alboino. Las áreas azules son los territorios conquistados por los lombardos; las naranjas, lo conservado por Bizancio.
Entre 568 y 572, se apoderan de la mayor parte de Italia continental, con excepción de Roma, Venecia, el extremo sur y el exarcado de Rávena. Cada ciudad conquistada En 574, dos años después del deceso de Alboino, treinta y seis...
tracking img