Sociologia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1885 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 31 de diciembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
SOCIOLOGIA

5TO SEMESTRE.

UNIDAD I.

EL ORIGEN DE LO SOCIOLOGIA. Y PRINCIPIOS DEL XIX.

LA SOCIOLOGIA EUROPEA A FINES DEL SIGLO XVIII

El nacimiento de la sociología lo podemos ubicar a fines del siglo XVIII y principios del XIX. Nace en Europa como respuesta de los intelectuales para explicar los cambios que se presentaron en esa parte de el mundo tanto en lo económico como en lopolítico y social.
Al mismo tiempo que se experimentaban estos cambios en la estructura económica y social en la política la burguesía desplazo del poder a la vieja nobleza feudal.
El discurso político que sirvió para justificar la consolidación de la burguesía como clase dominante fue el liberalismo.
Con las ideas de libertad en lo económico en lo político, la burguesía que pudo consolidarsecomo la clase dominante del capitalismo comenzó a reclamar para si privilegios sociales: derecho a la propiedad, disposición de los mejores bienes sociales, libertad de empresa y de comercio, protección de las leyes y, consecuentemente, del estado. En una palabra para ellos: … la mejor manera de que los gobernantes promovieran el bien de la nación consistía en que se aplicara a cumplir sus propiasobligaciones legítimas y dejaran al capital encontrar por si mismo sus canales mas lucrativos: así mismo, que permitieran a los bienes a adquirir su justo precio, a la industriosidad y la inteligencia su premio natural, y a la ociosidad y a la estupidez su correspondiente castigo; que mantengan la paz , cuiden la propiedad aminoren los gravámenes de la ley, y que cuiden en todos losdepartamentos estatales rija una estricta economía. Bastaba que el gobierno cumpliera con todo esto para que el pueblo se encargara de cumplir con todo lo demás.

LA URBANIZACION DE LA VIDA SOCIAL.
La Urbanización de la Vida Social La nueva estructura económica y social trajo como consecuencia del desarrollo de la vida en las ciudades, en donde se incrementaba el establecimiento de industrias, centroscomerciales, y también se daban las contradicciones que el propio capitalismo engendraba. En efecto, en contraste con la riqueza y privilegios que alcanzaba la burguesía, existía un número cada vez más grande de pobres e indigentes. Y dado que en la ciudad del centro de la vida social, el ambiente que en ellas imperaba mostraba, en toda su magnitud, la diferencia entre los distintos sectores que lacomponían.
En la ciudad, ya no era sólo que el humo flotara continuamente sobre sus cabezas (de quienes las habitaban) y que la mugre les impregnara, que los servicios públicos elementales: suministros de agua, sanitarios, limpieza de las calles, espacios abiertos, etcétera, no estuvieran a la altura de la emigración masiva a la ciudad, produciendo así, sobre todo después de 1830, epidemias decólera, fiebres tifoideas y un aterrador y constante tributo a los dos grandes aniquiladores urbanos del siglo XIX: la polución atmosférica y la del agua, es decir, enfermedades respiratorias e intestinales. No era sólo que las nuevas poblaciones urbanas, a veces totalmente desconocedoras de la vida no agraria, como los irlandeses, se apretujaban en barriadas obreras frías y saturadas, cuyacontemplación era penosa… Aquí la vida del pobre, fuera del trabajo, transcurría entre hileras de casuchas, en las tabernas baratas e improvisadas y en las capillas, también baratas e improvisadas donde se solía recordar que no sólo de pan vive el hombre. Era mucho más que todo esto: la ciudad destruyó la sociedad, “no hay ninguna otra ciudad en el mundo donde la distancia entre el rico y el pobre sea tangrande o la barrera que los separa tan difícil de franquear, escribió un clérigo refiriéndose a Manchester. Hay mucho menos comunicación personal entre los dueños de una hilandería y sus obreros entre el sastre y sus aprendices, que entre el duque de Wellington y el más humilde jornalero de sus tierras.” Para sus habitantes pobres, la ciudad era más que un testigo presencial de su exclusión...
tracking img