La teoria politica un vision general - iris young

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 64 (15820 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 8 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Nuevo manual de Ciencia Política - Tomo II
Sólo de la Parte VI los capítulos: 20.- Teoría Política: una visión general (Iris Marion Young) 21.- Teoría Política: tradiciones en filosofía política (Bhikhu Parekh) Edición original: A New Hanbook of Political Science (1996) Robert Goodin y Hans-Dieter Klingerman (eds.) ISBN: 84-7090-368-3 Colección Ciencia Política Ediciones ISTMO, S.A. SectorForesta, 1 28760 Tres Cantos – Madrid Tel.: 91 806 19 96 Fax: 91 804 40 28

PARTE VI: TEORÍA POLÍTICA

20. Teoría política: una visión general. IRIS MARION YOUNG
En el último cuarto de siglo, los politólogos han sido los principales custodios de una concepción de la política entendida como actividad participativa y racional de la ciudadanía. Esta idea contrasta con otra, más habitual entre laopinión pública, la prensa e incluso buena parte de las ciencias sociales: la política como competencia entre elites por los votos y la influencia. En esta segunda visión, los ciudadanos son ante todo consumidores y espectadores. La obra de Hannah Arendt continúa siendo un hito de la teoría política del siglo XX precisamente porque ofrece una inspiradora imagen de la política como participaciónactiva en la vida pública, algo que muchos politólogos siguen asumiendo y defendiendo. Según esta imagen, la política es la expresión más noble de la vida humana, por ser la más libre y original. La política en cuanto vida pública colectiva implica que la gente se distancia de sus necesidades y sufrimientos particulares para crear un universo público en el que cada cual aparece ante los demás en suespecificidad. Unidos en lo público, los individuos crean y recrean, mediante palabras y hechos contingentes, las leyes e instituciones que estructuran la vida colectiva, regulan sus conflictos y desacuerdos recurrentes, y tejen las narraciones de su historia. La vida social se ve sacudida por la cruel competencia por el poder, por los conflictos, las privaciones y la violencia que siempre amenazancon destruir el espacio político. Pero la acción política revive de cuando en cuando, y gracias al recuerdo del ideal de la antigua polis, conservamos la visión de la libertad y la nobleza humanas como acción pública participativa (Arendt, 1958). Arendt diferenciaba tal concepto de lo político del de lo social, y veía en este último una estructura moderna de vida colectiva que, en su opinión,eclipsaba lo político cada vez más. Las modernas fuerzas económicas y los movimientos de masas se conjuraban para crear el reino de la necesidad, de la producción y del consumo fuera del hogar. Las instituciones de
Página 2 de 28

gobierno definen cada vez más sus tareas en función de la gestión, la incorporación y el servicio a este universo social en continua expansión mediante la educación, lasanidad pública, la policía, la administración pública y la seguridad social. Como consecuencia de ello, en el Estado moderno las vidas de las personas están más protegidas y los gobiernos son más o menos eficientes en su administración, pero, según Arendt, la genuina vida pública se hunde en una ciénaga de necesidades sociales (Canovan, 1992, cap. 4). Aunque a menudo desean preservar la visiónarendtiana de lo político, los teóricos actuales han abandonado en gran parte la separación que ella establecía entre lo político y lo social, así como su nostálgico pesimismo sobre la emergencia de movimientos sociales masivos por parte de los oprimidos y los no emancipados. La opinión más extendida hoy es que la justicia social constituye una condición de la libertad y la igualdad, por lo que losocial ha de ser uno de los grandes focos de lo político (Pitkin, 198 1; Bernstein, 1986). En su teoría política sobre el discurso del Estado del Bienestar, Nancy Fraser reformula el concepto arendtiano de lo social y sugiere que gran parte del actual activismo ciudadano en la vida pública debería conceptualizarse como politización de lo social (Fraser, 1989). En este capítulo tengo en cuenta esta...
tracking img