Apuntes de gestalt

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 24 (5771 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 19 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
FRITZ PERLS
(1893-1970)

F
rederich S. Perls nació en Berlín, en 1893, en el seno de una familia judía de clase media baja.. En su autobiografía intitulada In and out of the garbage pail (Dentro y fuera del cubo de basura), Perls se describe a sí mismo como la oveja negra de la familia; gruñón y desdeñoso con sus padres, fue expulsado de la escuela después de repetir dos veces el séptimogrado escolar y en su adolescencia siempre tuvo dificultades con la policía.
A pesar de todo se las arregló para terminar sus estudios; se graduó de medicina y se especializó en Psiquiatría. Cuando estaba terminando sus prácticas de medicina se unió al ejército alemán y prestó sus servicios como médico durante la Primera Guerra Mundial. Una vez terminada la guerra regresó a Berlín, donde empezó afrecuentar la Sociedad Bohemia y comenzó a postular algunas de sus ideas filosóficas que serían la base para el desarrollo de la terapia gestaltista. En 1926 trabajó con Kurt Goldstein en el Instituto para Soldados con Lesiones Cerebrales y junto con él empezó a plantear la importancia de considerar al organismo humano como un todo más que como un conglomerado de partes que funcionandesordenadamente.

Se trasladó a Viena en 1927 e inició su entrenamiento en el psicoanálisis; fue analizado por Whilhem Reich bajo la supervisión de otras figuras importantes del primer movimiento psicoanalítico, como Karen Horney, Otto Fenichel y Helen Deutsch entre otros.
En 1933, con el ascenso de Hitler al poder, Perls huyó a Holanda y luego a África del Sur, donde fundó el Instituto Sudafricano dePsicoanálisis.

En 1936 Fritz Perls, un psicoanalista de 43 años de edad, viajó 4000 milllas desde su casa en Sudáfrica a un Congreso Psicoanalítico que había estado esperando durante mucho tiempo, y que ese año se efectuaría en Checoslovaquia. A Perls le emocionaba el viaje y los puntos de vista que planeaba presentar. Había escrito sobre lo que él consideraba una contribución, incluso una mejoría alpsicoanálisis, y sentía entusiasmo por ver si sus colegas lo aceptarían.
Este asunto se convirtió en un asunto humillante para Perls. Su presentación encontró una recepción nada entusiasta; sus nuevas ideas no fueron bienvenidas por la sociedad psicoanalítica ortodoxa. Wilhelm Reich, quien había sido analista de Perls y que le había ayudad bastante, apenas se percató de su presencia. Pero elgolpe mayor vino de parte de Freud mismo.
Perls nunca traspasó el umbral del cuarto de Freud. Cuando le dijo a éste que había venido desde Sudáfrica para conocerlo, Freud le respondió, “bueno, y ¿cuándo se va?”.
Perls salió aplastado y avergonzado, sintiéndose humillado y burlado. Pero al poco, estos sentimientos se convirtieron en coraje. Salió del congreso con una resolución: “Ya verás; tú nopuedes hacerme esto a mí”.

Este encuentro con Freud formó una impresión perdurable en Perls (hacia el fin de su vida, unos 34 años más tarde, Perls escribió que uno de sus “asuntos no resueltos” era “tener un encuentro hombre a hombre con Freud y mostrarle los errores que cometió”). Su hija notó que regresó del congreso siendo un “hombre diferente”. Se produjo una reorientación total en su vidapersonal y profesional. De ser un “psicoanalista mediocre” (como él mismo se describió) cambió a ser un vigoroso proponente de una nueva forma de terapia y de filosofía de la naturaleza humana, que tanto predicó a los demás como practicó en su propia vida. Se convirtió en un ejemplo viviente de lo que urgía a los demás a convertirse. Decidió que no necesitaba apoyo de ninguna fuente externa a símismo. Y llegó a darse cuenta de lo que marca la esencia de la Terapia Guestalt: tuve que tomar la responsabilidad de mi propia existencia”.
Perls y su esposa (quien también era analista) habían vivido lujosamente en Johannesburgo con sirvientes, nanas, canchas de tenis, alberca e incluso una pista privada de patinaje sobre hielo.

En su retorno de su desastroso viaje a Checoslovaquia vio su...
tracking img